A este chakra que se encuentra en la parte delantera del cuello, en la zona de la faringe y que proyecta su energía hacia delante, también se le conoce como Visuddha. Se le simboliza como un flor de loto de dieciséis pétalos cada vez que se medita con él con el fin de armonizarlo y equilibrarlo energéticamente. Como cada chakra, Visuddha también tiene un color asociado que, en este caso, es el azul. El elemento que le corresponde es el éter.

Funciones del chakra garganta o Visuddha

A nivel de organismo, Visuddha controla la parte alta de los pulmones, los bronquios, el esófago, la garganta y la mandíbula. Su órgano sensitivo es la oreja, de ahí que también esté asociado con el sentido del oído.

Cuando está equilibrado

Junto al chakra plexo solar, Visuddha también es un vórtice energético que está predispuesto a desequilibrarse con facilidad. Esto se debe principalmente a que es el centro energético relacionado con la capacidad de comunicarse y, es evidente, que todos callamos cosas y nos las decimos. Eso hace que poco a poco se vaya ensuciando.

No obstante, cuando se encuentra a pleno rendimiento y no hay ninguna interferencia en él, la persona tiene una gran facilidad de palabra y sabe expresarse correctamente en cada momento y con cualquier interlocutor que tenga delante. No se irá por las ramas ni le dará mil vueltas al tema y utilizará una oratoria directa y clara independientemente de cómo caigan las palabras en los demás. Son personas a las que les gusta discutir constructivamente y que son capaces de hablar de sus propios sentimientos. Además un chakra garganta equilibrado capacita al ser humano para escuchar. Por otra parte, son personas muy creativas y abiertas a las inspiraciones.

Cómo se nota un desequilibrio en el chakra garganta o Visuddha

desequilibrio visuddha

Hay evidencias muy claras que nos dicen cuándo este chakra no funciona correctamente. Retomando lo que decíamos anteriormente, se mostrará una capacidad perturbada de la comunicación, es decir, la persona es incapaz de hablar con claridad sobre los temas, no sabe imponerse mediante las palabras y eso lleva a una actitud bastante pasiva. Por otra parte, el individuo es incapaz de hablar de sus sentimientos, siente desconfianza, falta de autoestima y temor de no poder controlar la propia vida. Como metáfora diríamos que son personas que “tragan” todo y que se muestran incapaces de defenderse.

Un mal chakra garganta mal equilibrado o con una disfunción puede corresponderse con hábitos alimenticios desordenados (comportamiento enfermizo a la hora de comer o de beber). Además una perturbación en este centro energético hará que la persona se exprese gritando y vociferando. Normalmente no son seres sinceros ni diplomáticos y pecan de ser bastante mentirosos.

error: Función no habilitada